15 mayo 2014

El funeral del "no puedo"

¿Que no puedo hacer qué?
(Este subtítulo no es una pregunta ¡es todo un reto!)

Sin duda hay vocecitas en nuestra cabeza a las que escuchamos decir “no puedo”; y si prestamos atención podemos oír tras esas palabras la voz de... nuestro padre, de un profesor o incluso de algún amigo… ¿Y es que cuántas veces nos las habrán repetido? "No puedes ser organizado", "no puedes aprender a bailar", "no puedes tener un trabajo que te apasione"... y bla, bla, bla... Pero ¿por qué no? 

El último debate del ”Club de Lectura Positiva "Positiva_lee" trataba justo de esta serie de creencias limitantes.  Nos basamos en uno de los maravillosos cuentos que nos regala el libro Sopa de pollo para el alma, para descubrirlas, trabajarlas y eliminarlas.

Por lo que pusimos en práctica la actividad simbólica que comparte el cuento: un original funeral optimista de los "no puedo". ¿A que suena divertido? ¡Pues lo fue!



Primero escribimos en una cuartilla una lista de frases que empezaban por “no puedo”. Después las doblamos y nos reunimos alrededor de una caja de zapatos vacía que representaba un improvisado ataúd. Nos tomamos de las manos y, uno a uno, fuimos rompiendo con fuerza cada papel, introduciéndolo con una gran sonrisa en la caja a la voz de: "Cambio mis “no puedo” por ¡voy a hacerlo!….por ¡lo lograré!… por ¡miles de puedo!".

(He de decir que siendo ya un grupo positivo avanzado, las listas fueron bastante cortas ¡Hurra por mis positiv@s!)

Este fue uno de esos tantos momentos especiales vividos en el curso y creo que siempre lo recordaremos con un enorme cariño :)

Para terminar, os invito a que hagáis cada uno vuestro propio funeral de los “no puedo”. Solos, con amigos o aquí mismo conmigo! ¿Por qué no?

Empezaré yo: Cambio mi “no puedo conducir" por "lograré conducir tranquila, como una campeona".
¡Te toca!...

Como punto y final os dejo la frase de una canción que lo resume todo: 
"Saber que se puede, querer que se pueda…"


5 comentarios:

  1. Cambio " no puedo decir no" por " diré "no" cuando sea necesario!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay!.. Lo que cuesta decir "no"... Te comprendo bien! jaja
      Pues metemos tu "no puedo decir no" con el mío a la caja de zapatos!!! Y chassssss!!

      Ya...ya...no es magia! Hay que entrenarse como haces tú para correr maratones, pero el identificarlo es el primer paso para cambiar ese limitante. Así que a por ello, campeón!

      Besiños!!!!

      Eliminar
  2. Me pasa algo parecido que a Miguel, aunque con el tiempo lo he ido mejorando. Mucho se lo debo a Sabela. Ahora cambiaría "no puedo expresarme con libertad pensando que voy a herir los sentimientos de los demás" por "diré lo que siento, con educación, pero sin dejarme nada en el tintero". Abrazos a todos los que seguís este blog tan genial!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu mención... :)
      Seguro que pronto conseguirás expresarte con una buena asertividad. Mucho ánimo con ese objetivo!

      Besiños!!!

      Eliminar
  3. Me parece muy bueno el hecho de convencerse de poder crecer como persona, pero hay algo que me inquieta, el autoconvercerse de que algunas cosas son posibles o imposible simplemente por que alguien nos lo dice, los extremos son malos, en mi caso particular no puedo decir rotundamente un SI PUEDO! a algo que todos los que me conocen ven que no es posible, estaría siendo un iluso, una persona fuera de la realidad, a veces siento tener mi autoestima en un nivel óptimo pero con el tiempo veo que todo es ficticio, no puedo considerarme bueno y capaz en algo cuando en realidad no es así, puedo ser bueno en otras cosas pero... ¿si los demás no lo ven? ¿si soy el único que lo valora lo bueno y eficaz que soy en ciertas cosas y no siento satisfacción? lo que quiero es estar dentro de la realidad e integrado con todas las personas, no puedo meterme en mi mundo interior y autoconvencerme de que "SI PUEDO" cuando no es cierto, la aceptación de uno mismo no pasa por aceptar todo de nosotros, sino de reconocer lo que no queremos ser ya que nos perjudica.

    ResponderEliminar